Virus troyano | Amenaza de seguridad | Programa de inicio

En algun momento de nuestras vidas hemos sido afectados por esta clase virus y es que a primeras cuando nos percatamos del nombre, puede que hasta nos haya resultado de lo más raro, pero después de indagar y ver lo potenciales que pueden llegar a ser y evidentemente dañar hasta el sistema del ordenador, las preocupaciones aumentan al 100%.

En la actualidad muchos usuarios usan los ordenadores para divertirse, comunicarse, ver películas y hasta jugar video juegos, pero están quienes la usan como herramienta de trabajo y por ende estamos más latentes a tener precaución al ingresar en sitios sospechosos o realizar descargas de archivos con dudosa procedencia, puesto queremos evitar a toda costa ser victimas de un ataque troyano.

Si nunca has escuchado este tipo de malware, te invitamos a que sigas leyendo, ya que es importante tener conocimiento acerca de estos programas que hacen daño y perjudican los ordenadores, y por ende solo nos queda tomar ciertas precauciones para así evitar caer en sus trampas.

Que es un virus troyano

Puede que al escuchar “virus troyano” de una vez pienses en aquel caballo mitológico de Troya ¿Tendrá semejanza alguna? Pues déjanos comentarte que su trampa y estrategia para atacar es básicamente lo mismo.

Partiendo de la similitud con la historia mitológica de Troya, el virus troyano hace exactamente lo mismo, siendo un malware (programa malicioso) logra llegar a nosotros como si fuera un programa completamente fiable, incluso donde no habría razones para que dudemos de su procedencia. El hecho es que una vez descargamos este “archivo fiable” la pesadilla comienza.

Y aquí viene el gran problema, que esta clase de virus se instalan en los ordenadores a través de engaños, por lo que creyendo al principio que es inofensivo, lo que hace es dañar archivos, colarse en el sistema operativo para hacer cambios por doquier; algunos que aparentar ser más condescendientes, solo terminan por agregar iconos tontos, pero otros sí que causan daños irreparables.

Por otro lado, un troyano también puede generar puertas traseras (en inglés backdoor) la cual tiende a ser más peligroso, pues sus acciones tienen como finalidad de permitir la administración remota de un usuario externo, es decir, no autorizado.

Ya cuando este tipo de virus logra colarse creando puertas traseras, fácilmente puede llegar a información privada, datos bancarios y asuntos importantes o confidenciales del usuario. Es por ello que hay que tomar con seriedad los troyanos, y evitar a toda costa que este afecte el sistema del ordenador, de lo contrario, nos lamentaremos hasta no más decir.

Es tan peligroso como para ser una amenaza de seguridad

De manera rotunda y sin titubear estar frente un ataque troyano es algo de lo cual debemos tomar con seriedad. De hecho, esta clase de malware no solo afecta a personas comunes que tengan un ordenar para divertirse o trabajar, también daña empresas y corporaciones para hacerse de sus datos y por ende sacarle provecho.

Sumado a todo ello, hoy en día la tecnología sigue avanzando sin parar, y así como no solo las personas usan ordenadores, la creación de más dispositivos, como móviles, tablets, laptops, y demás, hace que los usuarios estén constantemente ingresando datos importantes y privados en sus dispositivos (e incluso guardándolos de manera predeterminada como recordatorio), lo que quiere decir,  es que si no hay un cuidado y mantenimiento con antivirus, fácilmente aceptando cualquier archivo o enlace podríamos estar abriéndole la puerta con total confianza al virus troyano.

Son tan peligrosos que pueden tomar datos de tus cuentas bancarias online, PayPal, servicios de Google, Payoneer y muchos más para usarlos a su antojo, lo cual evidentemente sería un robo de frente, siendo un delito causado por los ciberdelincuentes.

Con el pasar de los años lo que empezaba siendo un virus que dañaba el sistema operativo y los archivos, ahora con su evolución se ha convertido en una situación delicada de la cual nadie quisiera experimentar.

Al hablar sobre su evolución nos referimos a que muchos tipos de virus troyanos han sido creados, con cualidades y propósitos distintos pero que a la final siguen perjudicándonos. Algunos de los troyanos que han tomado relevancia en el ámbito informático han sido:

  • Trojan-Downloader: Descarga programas maliciosos y actualizados sin tu permiso.
  • Trojan-GameThief: Afecta a los jugadores en línea robándole sus datos de la cuenta.
  • Rootkit: Agrega o esconde archivos del sistema y además evita que cualquier otro programa detecte algún virus malicioso.
  • Trojan-IM: Roba datos de usuarios, correos, claves y todo tipo de credenciales como por ejemplo de Skype, ICQ, Yahoo Pager.
  • Trojan-Banker: Su objetivo es robar cualquier dato de cuentas bancarias en línea, tarjetas de crédito o debito y cualquier otra cuenta que cuenten con sistemas de pago electrónico.
  • Trojan-Dropper: Utilizado para que se instalen más virus y troyanos dentro del sistema operativo y además evita que cualquier programa de detección de virus detecte algún virus malicioso instalado.

Como podemos protegernos de los troyanos

  • Evita por completo páginas webs que tienden a ser sospechosas o de dudosa procedencia y reputación. Cualquier enlace que te lleve a una descarga puede contener un troyano.
  • Instala algún Antivirus o Antimalware que te genere confianza, de esta manera podrás analizar el ordenador y podrás detectar cualquier cosa inusual y así eliminarla.
  • Si te llega un correo así sea de tu mejor amigo, pero notas que el archivo es raro, con un nombre que no te da confianza, no lo abras, pregunta primero. Muchos correos suelen ser enviados en cadena a muchos usuarios, adjuntándoles además archivos infectados con troyanos.
  • Si no cuentas con un programa pago que elimine troyanos, en la web puedes realizar análisis gratuitos para chequear el estado de tu ordenador.
  • Protege tus datos con firewalls.
  • No coloque contraseñas fáciles en tus cuentas, sean bancarias, correos, aplicaciones y demás, lo recomendable es que están sean complejas, con números, letras (mayúsculas y minúsculas) y caracteres.

No debemos pasar por alto ningún tipo de virus troyano, sus engaños son bastante ingeniosos para hacerse con los datos de tu ordenador, por lo cual, te recomendados que tomes todas las precauciones necesarias para estar protegido de cualquier ataque troyano.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.